14 septiembre 2005

Gasolina y su contexto

BREVERIAS


Aunque lo del bono ya ha sido cancelado (los empresarios son como el azadón y todo lo quieren para ellos... no al bono, no al congelamiento de la canasta básica, sí a la indexación al dólar del precio de sus productos pero no el sueldo de sus empleados, etc....) la nota de prensa adjunta tiene otras claves importantísimas para conocer la realidad de Honduras.
Esas claves se refieren al exterminio de la clase media, que como ya dije es la única que puede evitar un baño de sangre en cualquier país; por eso en los desarrollados la clase media es la mayoritaria.
He repetido hasta la saciedad desde hace años que los impuestos en Honduras son CONFISCATORIOS y nadie hace nada al respecto.
¿Podrán los notables hacerlo?
Sí, ya se que estos notables son para el asunto de la gasolina, pero:
1) Lo de la gasolina no se puede resolver de forma aislada al contexto.
2) El problema de la gasolina es un problema de impuestos... de los altos impuestos que cobra el gobierno. Aquí hay que considerar que al automovilista le sacan el dinero constantemente y todos los entes oficiales: impuesto a la entrada del coche al país, impuesto de matriculación, impuesto de rodamiento, impuesto a los repuestos, impuesto a la gasolina, impuesto a la reparación,.... ¡el automóvil es una mina!
Cuando el gobierno deje de abusar y cuando ponga en orden a los importadores, que como hemos visto están muy cerca del mencionado gobierno, es cuando el problema de la gasolina se arreglará. Todo lo demás solo son juegos florales.

=======================================

2005-09-05
Sin bono 140,000 profesionales

Tegucigalpa. Aunque los efectos del precio del combustible impactan más en los ingresos de los asalariados profesionales, éstos no fueron incluidos en la propuesta estatal de pagar bonos de compensación.

La propuesta gubernamental se concentra en entregar un bono de 1,000 a 2,000 lempiras a empleados que devengan un máximo de 7,575 lempiras. Quienes superan esa cifra de ingresos quedan condenados a seguir pagando un mayor precio que sólo en combustibles supera el 40% en lo que va del año.

Según Finanzas y el Instituto Nacional de Estadísticas, más de 140,000 personas devengan más de 8,000 lempiras al mes y actualmente tributan directamente entre 10 y 25% de ese ingreso.

COSTOS REALES

En el país unas 400,000 personas utilizan un automóvil, con un gasto promedio de 12 galones de gasolina a la semana. Sólo en este año el precio por galón de superior se incrementó en 30 lempiras, lo que representa un costo semanal de 360 lempiras de promedio. Para las personas que utilizan transporte público, el incremento en el pasaje en este año, oscila entre 50 centavos y un lempira, mientras en el taxi fue de 2 lempiras.

“Hay una percepción equivocada de que las personas que ganan más pueden pagar más, porque todo sube menos el ingreso y eso afecta a todos por igual”, reconoce el ex presidente del Colegio de Economistas, Alcides Hernández. La evaluación del impacto socioeconómico de los combustibles requiere mayor análisis por parte del gobierno, opinó. Una de las opciones sería revisar la carga tributaria a quienes ganan más de 7,500 lempiras.

REVISAR EL ISR

Luis Navas, fiscal de Protección al Consumidor, sostiene que elevar el techo de exención del impuesto sobre la renta de 90,000 a 200,000 lempiras, en ingreso anual, es una necesidad para profesionales y medianos y pequeños comerciantes.

Ese impuesto, limita los gastos en educación, salud y alimentación ya que la mayor parte de los ingresos se mantienen y los precios están hacia el alza”, opinó.

Los mayores reclamos de los consumidores son por el aumento de los precios, agregó pero que la Fiscalía poco puede hacer cuando las empresas justifican las alzas por mayores costos.

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home